Diputada antorchista en favor de dar garantías a quienes ejercen la Libertad de Expresión.

• Reconoció a los distintos medios de comunicación y periodistas que dan voz al pueblo para denunciar la injusticia social.

Redacción.

Xalapa, Ver.- La diputada antorchista, Janeth García Cruz, se pronunció en el Congreso del Estado de Veracruz, tras la conmemoración del Día de la Libertad de Expresión, donde señaló que la libertad de expresión es un derecho humano básico, que se encuentra a la base de otros como la libre asociación, la participación política, la libertad de prensa y la de petición. “No se podría participar informadamente en las deliberaciones propias de toda democracia, sin que se tuviera el mínimo derecho a decir lo que se cree o con lo que no se está de acuerdo”.

Como vocera del pueblo veracruzano en la Sexagésima Cuarta Legislatura, Janeth García Cruz, señaló “el día de ayer 7 de junio, se conmemoró en nuestro país el Día de la Libertad de Expresión, y desafortunadamente, como viene siendo constante en los últimos años, queda muy poco por celebrar. Sin embargo, estamos convencidos que la importancia del día está asociada a su visibilidad, y recordarnos a cada momento que aún hacen falta muchas acciones para garantizar el pleno ejercicio de esta libertad”.

Sin embargo, el elemento por el que se instituyó esta celebración, y que hoy resulta ser el que más pone en crisis a la misma, es el de la relación que tiene la libertad de expresión con el quehacer periodístico y en general, con todos los medios de comunicación. “No se asocia la libertad con los periodistas sólo en función de que ellos son quienes la ejercen de manera cotidiana, o bien, que ella da fundamento a su actuar, sino porque a raíz de dicha expresión, pueden denunciar los atropellos y abusos de los gobiernos, y desgraciadamente, írseles la vida en ello”.

La también integrante del Comité Estatal del Movimiento Antorchista, dijo “el 7 de junio fue declarado como día de la libertad de expresión por el Presidente Miguel Alemán en 1951, en un evento en el que los directores de periódicos y revistas de toda la República le hacían un reconocimiento al entonces mandatario. Semanas antes, la escasez de papel amenazaba la existencia de los diarios, por lo que el Presidente dispuso que Ferrocarriles Mexicanos convirtiera los carros de pasajeros en furgones de carga para transportar papel, lo que salvaguardó el ejercicio de la libertad de prensa, según se recogió en la memoria de tal evento”.

Puntualizó “a más de cincuenta años de dicha fecha, la situación es totalmente diferente. No hay escasez de la materia prima con la que se nutren los medios de comunicación, sino, falta de garantías para ejercer su labor sin que se ponga en riesgo su vida misma. En 2012 nuestro país fue declarado por la Organización de las Naciones Unidas como el país más peligroso para ejercer el periodismo en América, y tan sólo el año pasado se registraron 426 agresiones a periodistas, lo que significó un aumento del 7% respecto al año anterior. Cabe destacar el papel que tienen los órganos de procuración e impartición de justicia: más del 90% de los casos queda sin resolverse, y sin castigo para los culpables”.

“No basta con un marco normativo en el que en la base se coloque a la libertad de expresión. Hace falta que en todos los órdenes de gobierno se respeten plenamente sus derechos, y que no haya más límite que el de la veracidad para ejercer la tarea de informar” finalizó.